Login processing...

Trial ends in Request Full Access Tell Your Colleague About Jove

36.1: Las hormonas vegetales
TABLA DE
CONTENIDO

JoVE Core
Biology

A subscription to JoVE is required to view this content. You will only be able to see the first 20 seconds.

Education
Plant Hormones
 
TRANSCRIPCIÓN

36.1: Las hormonas vegetales

Las hormonas vegetales —o fitohormonas— son moléculas químicas que modulan uno o más de los procesos fisiológicos de una planta. En los animales, las hormonas suelen producirse en glándulas específicas y circulan a través del sistema circulatorio. Sin embargo, las plantas carecen de glándulas productoras de hormonas.

En cambio, las hormonas vegetales suelen producirse en regiones de crecimiento activo, como las puntas de las raíces y los brotes. Además, incluso las concentraciones de hormonas vegetales muy bajas pueden tener un profundo efecto en los procesos de crecimiento y desarrollo. Por ejemplo, las auxinas se producen predominantemente en las puntas de los brotes y se transportan de célula en célula por el tallo. Las auxinas intervienen en una plétora de respuestas vegetales, como el alargamiento celular, el desarrollo del fruto y el fototropismo, el movimiento de una planta hacia o lejos de la luz.

Las hormonas vegetales clásicas incluyen auxinas, las giberelinas (GA), el ácido abscísico (ABA), las citoquininas (CK) y el etileno (ET). Otras hormonas descubiertas recientemente son los jasmonatos (JA), los brasinoesteroides (BR) y los péptidos. Estos compuestos químicos median en cascadas de señalización cruciales que, en última instancia, conducen a procesos clave asociados con el desarrollo de las raíces y los brotes, la floración, la maduración de los frutos y la morfogénesis vegetal.

Por ejemplo, las auxinas y las citoquininas son mediadores de la división, el elongamiento y la diferenciación de las células vegetales. El etileno, que es la única hormona gaseosa en las plantas, media en la maduración de los frutos y la abscisión —o desprendimiento— de las hojas y otras partes de la planta. Muchas de estas hormonas se utilizan ampliamente en las prácticas agrícolas estándar y se han vuelto críticas para la propagación y la cosecha de cultivos. Por ejemplo, para aumentar la vida útil, los frutos a menudo se recogen en un estado verde, no maduro y posteriormente se tratan con etileno para promover la maduración.


Lectura sugerida

Get cutting-edge science videos from JoVE sent straight to your inbox every month.

Waiting X
simple hit counter