Cómo utilizar el H1 profunda Estimulación Magnética Transcraneal bobina para fines distintos a la depresión

Behavior
 

Cite this Article

Copy Citation | Download Citations

Tendler, A., Roth, Y., Barnea-Ygael, N., Zangen, A. How to Use the H1 Deep Transcranial Magnetic Stimulation Coil for Conditions Other than Depression. J. Vis. Exp. (119), e55100, doi:10.3791/55100 (2017).

Please note that all translations are automatically generated.

Click here for the english version. For other languages click here.

Abstract

Introduction

Hasta hace poco, estimulación magnética (rTMS) bobinas transcraneal repetitiva solamente superficiales, tales como las circulares, las bobinas en forma de 8, o de doble cono, estaban disponibles. A pesar de esas bobinas fácilmente se podían mover en cualquier lugar sobre el cráneo para orientar la actividad cerebral alterada en diferentes trastornos, la decadencia de sus campos eléctricos era bastante rápida. Este decaimiento rápido limita su eficacia y hace poco prácticos para su uso en los casos en los que es necesaria la estimulación profunda, ya que la alta salida del estimulador que se requiere puede ser peligroso y doloroso para el paciente. Por otra parte, la focalidad de bobinas en forma de 8 y de doble cono verdaderamente requiere neuro-navegación, especialmente si uno quiere estar seguro de que están afectando el objetivo correcto anatómica 1, 2, 3.

En los últimos años, el uso clínico de rTMS ha progresado debido a dos factores. La primera es los avances en la diversiónneuroimagen ficticia, clarificando objetivos neuroanatómicas significativa y específica para los síntomas y trastornos psiquiátricos y neurológicos. El segundo es los avances en la bioingeniería que permitieron la entrega de la no-invasivo, tolerable, la estimulación de alta frecuencia a las regiones profundas del cerebro con los DTM diseñados específicamente-H-bobinas 4, 5 y mejores tecnologías de refrigeración de tiempo (tiempo de enfriamiento entre los resultados de los trenes de muy larga sesiones de tratamiento). Juntos, estos desarrollos permiten la normalización a largo plazo de la actividad cerebral patológico en una variedad de objetivos que se identificaron para un síntoma o condición específica. La combinación de estos avances amplía enormemente la caja de herramientas del médico, el cambio de la práctica de la psiquiatría y la neurología, ya que proporciona una forma segura y eficaz para el tratamiento de los pacientes, incluso resistentes a los medicamentos.

Hay catorce diferentes-H bobinas destinadas a orientar regiones específicas del cerebro, y son AvaIlable para la investigación o para uso clínico en diferentes países. Sin embargo, sólo la bobina de H1 está aprobado por la FDA para uso comercial, y por lo tanto, entre los diferentes H-bobinas, es la bobina más accesible para los pacientes. Debido a esto, es importante que los médicos estén familiarizados con los protocolos alternativos que se pueden administrar utilizando la bobina H1 y cómo cada uno puede ser utilizada en beneficio de sus pacientes refractarios. Es importante matizar que hay mejor diseñados H-coils para síntomas que no pueden ser aliviados por la orientación del córtex prefrontal dorsolateral izquierda. Sin embargo, ya que la bobina H1 es actualmente la H-bobina más fácilmente disponible, este documento pretende explicar cómo posicionar adecuadamente de una manera fuera de la etiqueta.

Protocol

NOTA: Antes de comenzar cualquier protocolo de TMS, hay tres consejos de prudencia. En primer lugar, los pacientes y los operadores deben usar tapones para los oídos con una calificación de 30 dB. En segundo lugar, los pacientes con material ferromagnético en el cráneo no pueden recibir TMS. Por último, los pacientes con epilepsia deben tener modificaciones al protocolo. Además, umbral motor del individuo (MT) debe ser determinada (véase más adelante para el procedimiento específico). El MT se define como la intensidad más baja de la máquina necesaria para activar un músculo en cinco de cada diez intentos (50%), típicamente el abductor corto del pulgar, mediante inspección visual. MT se utiliza para ajustar la salida del estimulador para el individuo específico que recibe el tratamiento. Cada protocolo incluye parámetros específicos, tales como la frecuencia de estimulación, el número de trenes, el intervalo inter-tren (ITI), o el número de pulsos en cada tren. Cada trastorno tiene un número mínimo de tratamientos diarios o tres veces por semana que debe ser intentado antes de que alguien puede be considera un fracaso del tratamiento, y que responden generalmente necesitan un curso prolongado de tratamientos dos veces por semana para obtener el máximo beneficio sostenido. Además, los pacientes en recuperación pueden beneficiarse de los tratamientos de mantenimiento semanal. todavía se están estudiando protocolos de continuación y mantenimiento de los diferentes trastornos, pero todos los parámetros que se utilizaron en las investigaciones preliminares se proporcionan en la Tabla 1 y se deben a que se refiere para cada trastorno específico. Los pacientes sometidos a DTMS deben tener una evaluación inicial con escalas de calificación y clínico del paciente, así como las escalas de seguimiento. La definición de estados de enfermedad y las opciones de la escala de valoración para definir la mejora y la remisión están más allá del alcance de este documento. Un ejemplo de una escala de valoración del paciente para la depresión sería el inventario rápido de los síntomas depresivos o el inventario de depresión de Beck. Un ejemplo de una escala de valoración clínico es la impresión global del médico o la escala de evaluación de depresión de Hamilton. Estasescalas han definido puntos de corte para la remisión, mientras que una caída del 50% en la puntuación se define como la respuesta.

Trastorno Objetivo anatómica / Posición H1 protocolos de estimulación Frecuencia de Aplicación Los cambios de tratamiento
MDD 6, 7, 8 izquierda PFC
bobina inclinada
MT 120, 18 Hz, 2 seg tren, intervalo de 20 segundos, 55 trenes, 1.980 pulsos totales 5d a la semana hasta la remisión o mejora sostenida. Si no mejorados después de 44 tratamientos de elegir un método de tratamiento alternativo. Después de la mejora sostenida por dos semanas o remisión frecuencia de disminución de 2 veces por semana durante tres meses.
La depresión bipolar 9, 10 LEFT PFC
bobina inclinada
MT 120, 20 HZ, 2 seg tren, intervalo de 20 segundos, 42 trenes, 1.680 pulsos totales 5d a la semana hasta la remisión o mejora sostenida. Si no mejorados después de 20 tratamientos elegir un tratamiento alternativo. Si el paciente está en remisión o mejora sostenida, continuar con los tratamientos dos veces por semana durante un período de tres meses.
Esquizofrenia - Síntomas Negativos 11, 12 izquierda PFC
bobina inclinada
MT 120, 20 HZ, 2 seg tren, intervalo de 20 segundos, 42 trenes, 1.680 pulsos totales 5d a la semana hasta la remisión o mejora sostenida Si el paciente no está mejorada después de 20 tratamientos elegir un tratamiento alternativo. Si el paciente está en remisión o mejora sostenida, continuar con los tratamientos dos veces por semana durante un período de tres meses.
La migraña 13 izquierda PFC
MT 100, 10 HZ, 2 seg tren, intervalo de 20 segundos, 18 trenes, 360 pulsos totales 3d a la semana durante cuatro semanas. Si el paciente no responde después de 12 sesiones, elegir un tratamiento alternativo. Si el paciente está en remisión o mejora sostenida, continuar con los tratamientos dos veces por semana durante un período de tres meses.
trastorno de estrés postraumático 14 medial PFC
bobina simétrica
Después de escuchar una secuencia de comandos personalizada traumática, 120 MT, 20 HZ, 2 trenes seg, 20 seg intervalo, 42 trenes, 1680 pulsos totales 3d a la semana durante 5 semanas. Si el paciente no responde después de 15 tratamientos, elegir un tratamiento alternativo. Si el paciente entra en remisión o tiene una mejora sostenida, continuar con los tratamientos dos veces por semana durante un período de tres meses. Para el TEPT complejo con múltiples eventos traumáticos, cambiar el guión traumático y empezar de nuevo
UNl alcohol Adicción 15, 16, 17, 18, 19 medial PFC
bobina simétrica
Después de 90 seg personalizada provocación de los antojos de alcohol, 120 MT, 20 HZ, tren 2,5 segundos, intervalo de 30 seg, 30 trenes, 1.500 pulsos totales 5d a la semana hasta la remisión o mejora sostenida. Si el paciente es no responde después de 20 tratamientos elegir un tratamiento alternativo. Si el paciente entra en remisión, continuar con los tratamientos dos veces por semana durante un período de tres meses.
Esquizofrenia - Las alucinaciones auditivas 20, 21 izquierda TPJ
bobina inclinada
110 MT, 1 Hz, 600 Pulsos 5d a la semana durante 4 semanas. Si el paciente no responde después de 20 sesiones, elegir un tratamiento alternativo. Si el paciente entra en remisión o tiene una mejora sostenida, continuar con los tratamientos dos veces por semana durante un período de tres meses.
El tinnitus crónico 22 izquierda TPJ
bobina inclinada
MT 110, 18 Hz, 2 seg tren, intervalo de 20 segundos, 55 trenes, 1.980 pulsos totales 5d a la semana durante 2 semanas. Si el paciente no responde después de 10 sesiones, elegir un tratamiento alternativo. Si el paciente entra en remisión o tiene una mejora sostenida, continuar con los tratamientos dos veces por semana durante un período de tres meses.
ansiedad 23 PFC derecha
bobina inclinada
120 MT 1 HZ 600-2000 Pulsos 5d a la semana durante 6 semanas. Si el paciente no responde después de 30 sesiones, elegir un tratamiento alternativo. Si el paciente entra en remisión o tiene una mejora sostenida, continuar con los tratamientos dos veces a la semana durante un período of tres meses.
24 la enfermedad de Parkinson Corteza Motora y PFC
bobina simétrica
Corteza motora: 110 MT, 1 Hz, 1,000 Pulsos
PFC: 120 MT, 20 HZ, 2 trenes seg, 20 seg intervalo de 50 trenes, 2.000 pulsos
5d a la semana durante 4 semanas. Si el paciente no responde después de 20 sesiones, elegir un tratamiento alternativo. Respondedores pueden disminuir la dosis de levodopa. Después de respuesta sostenida continuar con los tratamientos dos veces por semana para lograr el máximo beneficio. Los pacientes regresarán después de tres meses sin mantenimiento.
MS Fatiga 25 Corteza Motora y PFC
bobina simétrica
Corteza motora: 80 MT, 10 HZ, 2 seg tren, el intervalo de 1 seg, 70 trenes, 1.400 pulsos totales
PFC: 120 MT, 18 Hz, 2 seg tren, intervalo de 20 segundos, 39 trenes, 1.404 pulsos totales
5d a la semana durante 4 semanas. Si el paciente no responde faetr 20 sesiones, elegir un tratamiento alternativo. Los pacientes deben recibir tratamientos de refuerzo en función de las necesidades.

NOTA: Protocolo H1: El objetivo de este trabajo es demostrar la colocación de la bobina sobre el MC, lpfc, córtex prefrontal medial, RPFC, y dejó TPJ (consulte los pasos 2-7 a continuación). No se centrará en programando el estimulador. Esa información es más fácilmente disponible en las instrucciones de uso que vienen con el dispositivo. Estos protocolos fueron diseñados de acuerdo con los principios establecidos en la Declaración de Helsinki.

1. Medir el umbral motor

  1. Coloque la tapa azul con las dos reglas que interceptan sobre el tema.
  2. Coloque la marca de 0 cm de la regla sagital blanco en la Nasion y la marca de 25 cm de la regla coronal clara en el 40% de la distancia Nasion-inion, con el 0 en el lado izquierdo de la cabeza del paciente.
  3. Usa el casco para encontrar la MT en reposo de la derechaparte, a partir de la parte delantera del casco 7 cm desde el nasión y el lado izquierdo de la bobina inclinada 2 cm a la derecha.
  4. Usando el modo "pulso único" en la pantalla táctil estimulador, administrar pulsos únicos en el 50% de la salida del estimulador mientras observa descansando la mano derecha del paciente. Aumentar la intensidad estimulador si no se observa movimiento visible o si un movimiento visible se observa menos de 50% del tiempo. Inicialmente, utilizar intervalos de 5%.
  5. Disminuir la intensidad estimulador si un movimiento visible se observa más de 50% del tiempo. Comience con intervalos de 5% y después ajustarlo.
  6. Repetir los pasos 1.4 y 1.5 para identificar el MT mínimo. Este lugar se llama el "punto caliente".

2. Configuración de los parámetros dentro de la interfaz de usuario del dispositivo

  1. Pulse "Modo repetitivo" en la pantalla táctil estimulador.
  2. Introduzca los parámetros tocando las cajas en la pantalla y ajustar usando el sidRueda de correo. Introduzca los parámetros de la Tabla 1 y pulse "Ejecutar sesión".
  3. Armar el equipo pulsando el botón verde. Advertir al paciente que la estimulación se está iniciando, y empezar la estimulación con el botón amarillo o el pedal.

3. Estimular el MC para el Parkinson o MS Fatiga

  1. Después de encontrar el MT, enderezar el casco de manera simétrica sobre el MC, con el 0 en la parte delantera del casco sobre la regla sagital.

4. Estimular el PFC izquierda para la depresión, la depresión bipolar, síntomas negativos de la esquizofrenia y migraña

  1. Avanzar en el casco inclinado desde la ubicación MT sobre el MC para el PFC izquierdo moviéndolo hacia delante 6 cm largo de la línea sagital.

5. Estimular el córtex prefrontal medial de dependencia del alcohol o trastorno de estrés postraumático

  1. Coloque el casco sobre el córtex prefrontal medial, simétricamente con respecto a derecha-izquierda, con la marca 0 en el casco9; s borde frontal alineado con la marca de 3 cm en la regla sagital de la tapa (es decir, 3 cm de la Nasion).

6. Estimular el PFC derecho de ansiedad generalizada o trastorno de angustia

  1. Encuentra el MT izquierda con el casco (después de la imagen de espejo de pasos 1.3-1.4 por la inclinación del casco de 2 cm a la izquierda y ver la mano izquierda apoyada).
  2. Mover el casco inclinado hacia delante 6 cm de largo de la línea sagital a la derecha de PFC.

7. Estimular la TPJ izquierda para el tinnitus o alucinaciones auditivas

  1. Coloque el casco sobre el TPJ izquierda moviendo la bobina de 4,5 cm y 6,5 cm en sentido posterior lateralmente (hacia el hombro izquierdo) de la derecha MC "punto caliente".

8. Las mediciones de campo eléctrico

  1. Coloque la bobina para una cabeza llena de solución salina invertida sobre el córtex prefrontal dorsolateral izquierda. Establecer la intensidad estimulador a 50%. El uso de una sonda dipolo conectado a un osciloscopio, moverlo cmpor cm de manera que, cuando los impulsos individuales se entregan a través de la bobina, el osciloscopio mide el campo eléctrico inducido en cada punto en la cabeza 26 lleno de solución salina.
    NOTA: El proceso de producir mapas de campo basado en las mediciones modelo de la cabeza está más allá del alcance de este documento. En resumen, los valores de campo en cualquier punto se normalizan de acuerdo con el protocolo pertinente. Por ejemplo, para la depresión, el protocolo aceptado es 120% de MT. Por lo tanto, los valores de campo se escalan para que el valor de la mano MC es 120 V / m, mientras que el umbral para la estimulación neural se define como 100 V / m. Entonces, un mapa de color de la distribución del campo eléctrico en el cerebro se produce, donde los píxeles con un campo de 100 V / m o superior se indican en rojo de manera que se puede ver que las regiones del cerebro son estimulados por encima del umbral para la estimulación neural. Los mapas de campo de colores se superponen a imágenes por resonancia magnética del cerebro 26, 27.

Representative Results

Véanse las referencias en la Tabla 1 para los resultados preliminares de los distintos protocolos. Las figuras 2-5 son diagramas de campo eléctrico representativas de la bobina H1 en diferentes posiciones anatómicas. Un ejemplo de manipulación H1 a una posición diferente estaba con los pacientes con TEPT que no pudieron beneficiarse de los antidepresivos o psicoterapia 14. En este estudio, la bobina H1 se coloca sobre el mPFC. Como se ve en la figura 3, el posicionamiento de la bobina de este modo estimula claramente la mPFC; este no es el mismo patrón de activación neuronal que se ve cuando la bobina H1 se coloca sobre el PFC izquierda, en la Figura 2. Treinta pacientes con TEPT fueron asignados al azar para recibir los DTM después de una breve exposición a un script grabado de su evento traumático, los DTM después de una breve exposición a una secuencia de comandos no traumática, o la estimulación simulada después de una breve exposición a la escritura de su traumática. el STIadministración formulación consistió en 12 sesiones (3 por semana durante 4 semanas) de estimulación de 20 Hz a 120% de MT, con cuarenta y dos trenes de 2 seg y un intervalo entre trenes 20 segundos para un total de 1.680 pulsos. La medida de resultado primaria fue la puntuación de los CAPS a las cuatro semanas. Una representación gráfica de los resultados seleccionados se puede ver en la figura 6 14. El análisis de los resultados reveló una mejora significativa sólo en el grupo que recibió los DTM activas después de una breve exposición al evento traumático, con un tiempo de interacción grupo x para el componente de la intrusión de los CAPS. Tras la conclusión de este estudio, se inició un estudio multicéntrico de los DTM en el córtex prefrontal medial para el TEPT.

Figura 1
Figura 1: el dispositivo TMS profundo. Diagrama de alambre de la bobina H1 (a) y una fotografía del sistema de los DTM con el casco H1, brazo de posicionamiento, Estimulador, sistema de refrigeración, y el carro (b). Haga clic aquí para ver una versión más grande de esta figura.

Figura 2
Figura 2: Diagrama eléctrico Campo de la H1 Durante el PFC izquierda. mapas de campo de color indican la magnitud absoluta del campo eléctrico en cada píxel en 120% MT de la mano durante 10 cortes coronales de 1 cm de separación. pixeles rojas indican regiones con una intensidad de campo por encima del umbral para la activación neuronal, que es 100 V / m. Haga clic aquí para ver una versión más grande de esta figura.

figura 3
rong> Figura 3: Diagrama eléctrico Campo de la H1 Durante el medial PFC. mapas de campo de color indican la magnitud absoluta del campo eléctrico en cada píxel en el 120% de la MT mano durante 10 cortes coronales de 1 cm de separación. pixeles rojas indican regiones con una intensidad de campo por encima del umbral para la activación neuronal, que es 100 V / m. Haga clic aquí para ver una versión más grande de esta figura.

Figura 4
Figura 4: Diagrama eléctrico Campo de la H1 Durante el PFC derecho. mapas de campo de color indican la magnitud absoluta del campo eléctrico en cada píxel en 120% MT de la mano durante 10 cortes coronales de 1 cm de separación. pixeles rojas indican regiones con una intensidad de campo por encima del umbral para la activación neuronal, que es 100 V / m./ecsource.jove.com/files/ftp_upload/55100/55100fig4large.jpg "target =" _ blank "> Haga clic aquí para ver una versión más grande de esta figura.

Figura 5
Figura 5: Diagrama eléctrico Campo de la H1 Durante el TPJ izquierda. mapas de campo de color indican la magnitud absoluta del campo eléctrico en cada píxel en 110% MT de la mano para cortes coronales de 1 cm de separación. pixeles rojas indican regiones con una intensidad de campo por encima del umbral para la activación neuronal, que es 100 V / m. Esta cifra se modificó a partir de Referencia 28. Por favor, haga clic aquí para ver una versión más grande de esta figura.

Figura 6
Figura 6: Clínico-administerdTrastorno de estrés postraumático Scale (CAPS) score de gravedad en el momento basal y post-tratamiento en la primera fase (ciego). El panel A representa el CAPS puntuación total, mientras que los paneles B, C y D muestran la intrusión, evitación / embotamiento, y los componentes de hiperexcitación, respectivamente. Los valores se presentan como la media ± el error estándar. * P <0,05 respecto al valor basal. Reutilizado con permiso de referencia 14. Haga clic aquí para ver una versión más grande de esta figura.

Discussion

Los pasos críticos dentro del protocolo
El componente más importante de cualquier protocolo de los DTM es la medida correcta de la MT. El MT determina la dosificación individualizada o intensidad estimulador necesario y seguro para tratar al paciente. Si MT de un paciente se mide de forma incorrecta en el más alto que su MT real, van a terminar recibiendo un tratamiento de mayor intensidad, lo que aumenta el riesgo de convulsiones del paciente. Del mismo modo, si el paciente recibe demasiado bajo de una dosis (por ejemplo, el 110% de la MT en lugar de 120% durante el tratamiento para la depresión), no van a entrar en remisión. También es imprescindible que el componente de la bobina que se utiliza se coloca en la cabeza de la región uno está tratando de estimular. Al estimular el PFC izquierda, los cables de la mitad delantera izquierda del casco debe estar tocando el cráneo que cubre el PFC izquierda; puede haber varios centímetros de espacio entre el lado derecho del casco y el cráneo. Cuando la estimulación de la derechaPFC, la mitad delantera derecha del casco debe estar tocando el cráneo que cubre el PFC derecha, y es probable que haya un espacio entre el lado izquierdo del casco y el cráneo. Cuando la estimulación de la mPFC, la parte frontal del casco debe ser empujado hacia abajo sobre la parte superior de la frente. Los lados de la bobina pueden ser llevados más cerca juntos apretando un cordón en la parte posterior de la bobina.

Modificaciones y solución de problemas
Las modificaciones más comunes en la práctica clínica son ajustes a la inclinación de la bobina mientras está sobre el PFC, debido a la comodidad, y las diferencias en la distancia de la bobina de la MC, causada por variaciones de tamaño de la cabeza. Si un paciente se siente la estimulación temporal demasiado en este PFC durante el protocolo de izquierda para la depresión, el casco se puede inclinar hacia la posición simétrica. Además, si el avance de la bobina 6 cm de la MC pone la parte delantera del casco por debajo de las cejas del paciente, el casco debe ajustarse posteriormente.Si hay dificultad en encontrar el MT en reposo, el primer paso debe ser encontrar el MT activa, que es siempre inferior.

Las limitaciones de la técnica
Los protocolos de estimulación listados en la Tabla 1, con la excepción de la depresión mayor, están lejos de final. Incluso el protocolo de la depresión puede no ser óptima. Estos son los posibles protocolos que fueron concebidos de acuerdo con el conocimiento disponible en el momento del experimento específico, y cuando se utilizaron más de estas regiones anatómicas, tuvieron éxito. A medida que pasa el tiempo, los protocolos se pueden mejorar debido a la acumulación de conocimientos en relación con la red cerebral que está implicado en la neuropatología específica, la distribución de los DTM de campo, mecanismo de acción, los parámetros óptimos, los datos de seguridad, los datos de durabilidad del dispositivo, y la publicación de más y más grandes series de casos. Además, si uno quería estimular un objetivo muy focal, específico, esto no sería una bobina adecuada. Para tal objetivo, el figura-8 bobina, que estimula regiones muy focales y superficiales en la superficie de la corteza, sería más adecuado. Sin embargo, dado que la estimulación por la bobina en forma de 8 es tan focal, se puede perder fácilmente estructuras CPFDL importantes relevantes para los trastornos del estado de ánimo. De hecho, con la simple regla de 5 cm, la figura-8 puede incluso estar ubicado fuera del PFC 1, 29. Por otra parte, estudios recientes sugieren que la estimulación de las regiones corticales prefrontales con extensas conexiones con la corteza cingulada subgenual puede ser crucial para la acción antidepresiva de la estimulación magnética transcraneal repetitiva estándar 2, 3, 30. Dado que la ubicación exacta de estas regiones de la corteza varía mucho entre los individuos 3, los objetivos de estimulación óptima pueden ser fácilmente perdido con una bobina en forma de 8. Con el fin de remediar este problema, el médico debe enviar al paciente a tener una fMRI y debe utilizar neuro-navegación. todos los thesProblemas con el correo no surgen con el H1, ya que su amplio campo estimula todos los objetivos pertinentes de PFC.

Importancia de la técnica con respecto a los métodos existentes / alternativos
La bobina H1 DTM de la bobina es más nuevo para entrar en el campo de la rTMS. Ha sido ampliamente adoptado por los psiquiatras debido a su alta eficacia y tolerabilidad para los pacientes con depresión resistente al tratamiento, su corto tiempo de tratamiento, y su facilidad en la determinación de la MT. Todos estos son funciones de la capacidad de la H1 para estimular un volumen mucho más profundo y más grande de tejido neuronal que en forma de 8 bobinas. Sin embargo, el hecho de que la bobina está en un casco y no es visible para el ojo hace que la idea de trasladar la bobina del objetivo original casi herético. Además, el casco duro externo hace que los médicos que olvidar que un aspecto clave de las bobinas-H es su diseño con cables de cobre suave y flexible. La base de la bobina está destinada a ser adyacente al cráneo cerca de las fibras neuronales que uno quieres para estimular. Es conceptualmente difícil para los médicos que no han tomado las matemáticas y la física en muchos años para comprender el diseño de las bobinas DTM.

En forma de 8 bobinas son más fáciles de entender, completamente visible, y sus efectos son muy focal. Los clínicos son mucho más cómodo que se muevan de un lugar a. Además, han estado en uso durante muchos años más, y hay más publicaciones que describen su uso para condiciones off-label. Sin embargo, esto no debe desalentar la aplicación de la bobina de H1 a objetivos fuera del córtex prefrontal dorsolateral de acuerdo con los protocolos que se revisaron aquí o de una manera novedosa.

En cuanto a los diagramas de campo eléctrico como una medida de los efectos potenciales del dispositivo, los diagramas de campo eléctrico medido a partir de un modelo de cabeza lleno de solución salina tienen ventajas sobre los métodos alternativos. Algunos investigadores han calculado o modelado los campos inducidos mediante un modelo de cabeza esférica, which es menos precisa 31, 32, 33, 34. La medición de la campo inducido de la bobina real en un modelo de la cabeza de forma realista en forma de llenado con solución salina es más representativo que cualquier modelo matemático, pero no es completamente precisa 35. Recientemente, los investigadores han modelado los campos eléctricos en el tejido virtuales anatómicamente correcta 34, 36, 37, 38. diagramas de campo eléctrico más precisas se pueden obtener a partir de cadáveres implantados con múltiples electrodos de registro, pero este experimento aún no se ha hecho.

Las aplicaciones futuras o direcciones después de dominar esta técnica
Después de entender el concepto de revisar el diagrama de la bobina y el diagrama de campo eléctrico para aplicar la bobina para diferentes anatomical objetivos, utilizan el mismo procedimiento para las diferentes bobinas-H y trastornos en base a lo que ya se conoce en la literatura con respecto a los posibles objetivos y parámetros de estimulación. Por ejemplo, la bobina H7 está diseñado para ser colocado sobre la corteza cingulada anterior y mPFC (ACC) para el tratamiento de OCD. La bobina H7 se puede colocar sobre el medial MC para el tratamiento de la neuropatía diabética de los pies y sobre la corteza parietal posterior (PPC) para la estimulación de la precuneus en el deterioro cognitivo leve.

Materials

Name Company Catalog Number Comments
dTMS System Brainsway Includes H1 coil, positioning arm, cart,stimulator, cooling system
Patient Caps Brainsway Includes blue caps with rulers
Ear plugs Rated to 30 dB

DOWNLOAD MATERIALS LIST

References

  1. Johnson, K. A., et al. Prefrontal rTMS for treating depression: location and intensity results from the OPT-TMS multi-site clinical trial. Brain Stimul. 6, (2), 108-117 (2013).
  2. Fox, M. D., Buckner, R. L., White, M. P., Greicius, M. D., Pascual-Leone, A. Efficacy of transcranial magnetic stimulation targets for depression is related to intrinsic functional connectivity with the subgenual cingulate. Biol Psychiatry. 72, (7), 595-603 (2012).
  3. Fox, M. D., Liu, H., Pascual-Leone, A. Identification of reproducible individualized targets for treatment of depression with TMS based on intrinsic connectivity. Neuroimage. 66, 151-160 (2013).
  4. Zangen, A., Roth, Y., Voller, B., Hallett, M. Transcranial magnetic stimulation of deep brain regions: evidence for efficacy of the H-coil. Clin Neurophysiol. 116, (4), 775-779 (2005).
  5. Marcolin, M. A., Padberg, F. Transcranial Brain Stimul for treatment of psychiatric disorders. Vol. 23. Karger Medical and Scientific Publishers. (2007).
  6. Levkovitz, Y., et al. Efficacy and safety of deep transcranial magnetic stimulation for major depression: A prospective multicenter randomized controlled trial. World Psychiatry. 14, (1), 64-73 (2015).
  7. Rosenberg, O., et al. Long-term Follow-up of MDD Patients Who Respond to Deep rTMS: A Brief Report. Isr J Psychiatry Relat Sci. 52, (1), 17-23 (2015).
  8. Harel, E. V., et al. H-coil repetitive transcranial magnetic stimulation for treatment resistant major depressive disorder: An 18-week continuation safety and feasibility study. World J Biol Psychiatry. 15, (4), 298-306 (2014).
  9. Harel, E. V., et al. H-coil repetitive transcranial magnetic stimulation for the treatment of bipolar depression: an add-on, safety and feasibility study. World J Biol Psychiatry. 12, (2), 119-126 (2011).
  10. Bersani, F. S., et al. Deep transcranial magnetic stimulation for treatment-resistant bipolar depression: a case report of acute and maintenance efficacy. Neurocase. 19, (5), 451-457 (2013).
  11. Rabany, L., Deutsch, L., Levkovitz, Y. Double-blind, randomized sham controlled study of deep-TMS add-on treatment for negative symptoms and cognitive deficits in schizophrenia. J Psychopharmacol. 28, (7), 686-690 (2014).
  12. Levkovitz, Y., Rabany, L., Harel, E. V., Zangen, A. Deep transcranial magnetic stimulation add-on for treatment of negative symptoms and cognitive deficits of schizophrenia: a feasibility study. Int J Neuropsychopharmacol. 14, (7), 991-996 (2011).
  13. Rapinesi, C., et al. Add-on deep Transcranial Magnetic Stimulation (dTMS) for the treatment of chronic migraine: A preliminary study. Neurosci Lett. 623, 7-12 (2016).
  14. Isserles, M., et al. Effectiveness of deep transcranial magnetic stimulation combined with a brief exposure procedure in post-traumatic stress disorder--a pilot study. Brain Stimul. 6, (3), 377-383 (2013).
  15. Ceccanti, M., et al. Deep TMS on alcoholics: effects on cortisolemia and dopamine pathway modulation. A pilot study. Can J Physiol Pharmacol. 93, (4), 283-290 (2015).
  16. Girardi, P., et al. Add-on deep transcranial magnetic stimulation (dTMS) in patients with dysthymic disorder comorbid with alcohol use disorder: a comparison with standard treatment. World J Biol Psychiatry. 16, (1), 66-73 (2015).
  17. Rapinesi, C., et al. Alcohol and suicidality: could deep transcranial magnetic stimulation (dTMS) be a possible treatment. Psychiatr Danub. 26, (3), 281-284 (2014).
  18. Rapinesi, C., et al. Antidepressant effectiveness of deep Transcranial Magnetic Stimulation (dTMS) in patients with Major Depressive Disorder (MDD) with or without Alcohol Use Disorders (AUDs): a 6-month, open label, follow-up study. J Affect Disord. 174, 57-63 (2015).
  19. Rapinesi, C., et al. Efficacy of add-on deep transcranial magnetic stimulation in comorbid alcohol dependence and dysthymic disorder: three case reports. Prim Care Companion CNS Disord. 15, (1), (2013).
  20. Rosenberg, O., et al. Deep transcranial magnetic stimulation add-on for the treatment of auditory hallucinations: a double-blind study. Ann Gen Psychiatry. 11, 13 (2012).
  21. Rosenberg, O., Roth, Y., Kotler, M., Zangen, A., Dannon, P. Deep transcranial magnetic stimulation for the treatment of auditory hallucinations: a preliminary open-label study. Ann Gen Psychiatry. 10, (1), 3 (2011).
  22. Salviati, M., et al. Deep transcranial magnetic stimulation in a woman with chronic tinnitus: clinical and FMRI findings. Seeking relief from a symptom and finding vivid memories by serendipity. Brain Stimul. 7, (3), 492-494 (2014).
  23. Hovav, S., Kinback, K. Deep TMS for comorbid Major Depressive Disorder and Anxiety - A Brief Report of Patients in a Real-World Practice. Brain Stimul. 7, (5), 20 (2014).
  24. Tendler, A., et al. Reversal of Motor Symptoms in Parkinson's Disease using Deep TMS with the H1 Coil: Longitudinal Case Series. Brain Stimul. 7, (5), 25 (2014).
  25. Tendler, A., Sisko, E., Allsup, H., DeLuca, L. Deep Repetitive Transcranial Magnetic Stimulation ({dTMS}) for Multiple Sclerosis ({MS}) Fatigue, Irritability and Parasthesias: Case Report. Brain Stimul. 7, (5), 24-25 (2014).
  26. Roth, Y., Amir, A., Levkovitz, Y., Zangen, A. Three-dimensional distribution of the electric field induced in the brain by transcranial magnetic stimulation using figure-8 and deep H-coils. J Clin Neurophysiol. 24, (1), 31-38 (2007).
  27. Roth, Y., et al. Motor cortex activation by H-coil and figure-8 coil at different depths. Combined motor threshold and electric field distribution study. Clin Neurophysiol. 125, (2), 336-343 (2014).
  28. Rosenberg, O., Roth, Y., Kotler, M., Zangen, A., Dannon, P. Deep transcranial magnetic stimulation for the treatment of auditory hallucinations: a preliminary open-label study. Ann Gen Psychiatry. 10, (1), 3 (2011).
  29. George, M. S., et al. Daily left prefrontal transcranial magnetic stimulation therapy for major depressive disorder: a sham-controlled randomized trial. Arch Gen Psychiatry. 67, (5), 507-516 (2010).
  30. Fox, M. D., et al. Resting-state networks link invasive and noninvasive Brain Stimul across diverse psychiatric and neurological diseases. Proc Natl Acad Sci U S A. 111, (41), 4367-4375 (2014).
  31. Deng, Z. -D., Lisanby, S. H., Peterchev, A. V. Electric field depth-focality tradeoff in transcranial magnetic stimulation: simulation comparison of 50 coil designs. Brain Stimul. 6, (1), 1-13 (2013).
  32. Deng, Z. -D., Lisanby, S. H., Peterchev, A. V. Coil design considerations for deep transcranial magnetic stimulation. Clin Neurophysiol. 125, (6), 1202-1212 (2014).
  33. Deng, Z. -D., Peterchev, A. V., Lisanby, S. H. Coil design considerations for deep-brain transcranial magnetic stimulation (dTMS). Conf Proc IEEE Eng Med Biol Soc. 2008, 5675-5679 (2008).
  34. Lee, W. H., Lisanby, S. H., Laine, A. F., Peterchev, A. V. Comparison of electric field strength and spatial distribution of electroconvulsive therapy and magnetic seizure therapy in a realistic human head model. Eur Psychiatry. 36, 55-64 (2016).
  35. Roth, Y., et al. Motor cortex activation by H-coil and figure-8 coil at different depths. Combined motor threshold and electric field distribution study. Clin Neurophysiol. 125, (2), 336-343 (2014).
  36. Guadagnin, V., et al. Electric field estimation in deep transcranial magnetic stimulation. Brain Stimul. 8, (2), 327 (2015).
  37. Fiocchi, S., et al. Modelling of the Electric Field Distribution in Deep Transcranial Magnetic Stimulation in the Adolescence, in the Adulthood, and in the Old Age. Comput Math Methods Med. 2016, 9039613 (2016).
  38. Guadagnin, V., Parazzini, M., Fiocchi, S., Liorni, I., Ravazzani, P. Deep Transcranial Magnetic Stimulation: Modeling of Different Coil Configurations. IEEE Trans Biomed Eng. 63, (7), 1543-1550 (2016).

Comments

0 Comments


    Post a Question / Comment / Request

    You must be signed in to post a comment. Please or create an account.

    Usage Statistics